Nuestra Historia

El colegio Antártica Chilena fue creado como Escuela Rural en el año 1965 con el Nº314 y acoge a sus primeros alumnos en marzo de 1966. La escuela básica seguirá creciendo en infraestructura con aporte del Ministerio de Educación y con el trabajo desinteresado de los padres y apoderados.

Fue por iniciativa del Presidente del Centro de Padres quien en el año 1972, se realizaron contactos para lograr el patrocinio del Instituto Antártico Chileno. Esto significo que mediante decreto a partir de ese año, paso a llamarse oficialmente: Escuela Nº314 Antártica Chilena.

En 1978, los aprestos del traspaso de los servicios de educación a las Municipalidades del paso dieron paso a una nueva clasificación y nomenclatura de las escuelas y liceos del país; a partir de esa fecha la nueva denominación fue: Escuela D 241 Antártica Chilena.

En 1981 en el marco del proceso de municipalización, nuestro colegio paso a depender oficialmente de la Municipalidad de las Condes.

En 1992, al crearse la comuna de Vitacura nuestro colegio es traspasado al nuevo municipio situación que ha contribuido a una serie de importantes cambios.

En el año 1992 se crea en el Colegio la Educación Prebásica. En el año 1993 se crea la Enseñanza Media, partiendo con dos Primeros Medios que egresaron en 1996.

Desde 1996 el Colegio se encuentra adscrito al sistema de financiamiento compartido, situación que ha permitido mejorar la gestión educativa.

En el 2004 se incorpora al proyecto de jornada escolar completa diurna a 3os y 4os básicos.

En resumen en estos momentos el colegio Antártica Chilena es un colegio de continuidad de Prekinder a IVº Medio.

En el año 2012 se logra la Certificación en Medio Ambiente, momento que la comunidad adquiere un compromiso para ser en el futuro un colegio sustentable, es así como en el año 2015 se instalan 4 paneles fotovoltaicos, tecnología que nos permitirá un ahorro energético de gran impacto para nuestra comunidad.

Nuestro establecimiento en el año 2014 comienza un nuevo desafío con la Educación inclusiva como un derecho de todos los niños, postulando al derecho a ser diferente como algo legítimo, y valorando explícitamente la existencia de esa diversidad.